¿Por qué la gente se va de mi empresa?

persona-sin-empleo-en-bolivia

Pocas cosas son tan costosas para una empresa como perder su personal cualificado. Lo triste es que esta es una realidad más común de lo que muchas veces pensamos, y aunque muchas veces la razón de esta continua rotación de empleados se debe a que regularmente los más preparados reciben una mejor oferta de trabajo, ésta está muy lejos de ser la razón principal por la cual ciertos trabajadores deciden dejar de trabajar en nuestra organización.

Hoy en día es muy común sorprendernos por la alta rotación de personal operativo en nuestra empresa y nos preguntamos ¿Por qué se va la gente? Pues realmente son muchos los factores que influyen en la toma de esta decisión.

Pero aunque pueden llegar a ser muchas las razones que se escapan de las manos del jefe, en nuestra experiencia existen dos grandes motivos importantes por los cuales el personal decide abandonar la empresa, sobre todo en cargos operativos como ventas, almacenes, analistas, logística, call center y más.

Las 2 razones principales de la alta rotación de personal operativo

Las verdaderas causas del abandono de cargos en una organización, la mayor parte del tiempo, se encuentran frente a nuestros ojos, sin embargo no muchas veces somos capaces de verlas.

Solo hace falta prestar completa atención a lo que está sucediendo en nuestra empresa para darnos cuenta de que por lo general, son estas dos razones las de mayor peso para esa constante rotación:

1.     El comportamiento agresivo, egoísta, rígido, manipulador y muchas veces inepto de nuestros “líderes”

entrevista-de-trabajo-bolivia

Sí, esta es una de las razones más frecuentes de todas, y esto no solo ocurre con los superiores inmediatos, sino también con quienes ocupan mayores cargos, llegando incluso a ser una actitud repetitiva en gerentes generales. En una encuesta realizada a 100 trabajadores de cargos operativos, donde se les preguntó cuáles son las causas principales del abandono de sus cargos y el cambio de empresas, el 41% de ellos seleccionaron esta opción.

Por desgracia, es muy común en una empresa la existencia de estos líderes tóxicos que ocasionan la frecuente rotación del personal. Es el comportamiento de estos supuestos líderes lo que ha hecho que en estos últimos 25 años, más del 80% de los empleados de una empresa piensen que no utilizan sus capacidades al máximo a diario.

Esta es una triste realidad derivada de la poca preocupación, la falta de aprecio, los malos tratos y la actitud arrogante, egoísta y conflictiva de muchos de sus altos cargos. El personal no se siente apreciado y recibe un trato poco humano por parte de superiores, algo que afecta su estado de ánimo y ganas de trabajar.

Y la mayor parte del tiempo este tipo de actitudes por parte de quienes deberían ser los líderes de una empresa, se debe a que no cuentan con la inteligencia laboral y emocional para ocupar un cargo, puesto que constantemente están infravalorando las actitudes de sus empleados, bien sea por miedo a su ascenso -que podría sentirse como una amenaza-, o a simple arrogancia, algo que nos hace pensar en la importancia del factor humano en la selección de estos trabajadores.

2.     El proceso defectuoso de reclutamiento y selección de personal

Esta es la segunda razón más común del abandono de puestos de trabajo en una empresa. Estadísticas de la Society for Human Resources Management confirman que la permanencia promedio de un empleado en una empresa actualmente es de 8 años. Este es un tiempo de permanencia muy corto, frente a las estadísticas de hace 10 años, donde las personas permanecían en una empresa entre 20 y 25 años.

Para superar esta estadística es de vital importancia poner especial atención al proceso de reclutamiento y selección de personal, ya que resulta lamentable que hoy en día muchos de los departamentos de recursos humanos hayan puesto toda su atención estrictamente en las capacidades técnicas o competencias profesionales de los candidatos, dejando a un lado grandes razones de peso como patrones de comportamiento, inteligencia emocional, actitudes, metas a largo plazo y más.

Muchas veces durante estos procesos de selección se termina contratando a personal altamente cualificado para cumplir con tareas a nivel laboral, pero poco adecuado para la convivencia dentro de una empresa, lo que conlleva al enfriamiento del clima laboral, enfrentamientos y muchas veces muy malas decisiones por parte de sus líderes.

Cuando un jefe de personal no hace un buen trabajo contratando personal capacitado en todos los aspectos, el personal que verdaderamente lo está suele sentirse desmotivado por tener que trabajar con ciertos compañeros. Esto es algo muy común y de hecho es aún más común ascender a las personas equivocadas.

Una buena selección de personal incluye esos perfiles de trabajadores que buscan mejorar todo lo que tocan, que muchas veces al intentar cambiar las cosas, solo buscan una mejoría. Sin embargo, esta mala selección de personal no sólo se debe a la poca experiencia en programas de reclutamiento y selección, sino muchas veces a que este tipo de candidatos “no son convenientes” para cierto jefe.

Las soluciones indispensables ante la constante rotación de personal

Todos y cada uno de los empleados de nuestra empresa forman parte fundamental del futuro y el éxito de la misma, es por ello que no puedes darte el lujo de mantener personal inconforme o infeliz en la empresa y permitir que los buenos talentos se escapen como una cifra más de la rotación de personal.

Para evitar que esto ocurra es importante realizar un buen proceso de selección de personal, pero sobre todo realizar una buena estrategia para captar y conservar dichos talentos.

Y esta estrategia bien puede contener sistemas de evaluación de méritos, implementar sistemas de valores, asegurarse de que cada departamento tenga trabajadores conformes, felices, cómodos, mejorar la calidad de vida de los empleados dentro de la empresa, el clima laboral e incluso mejorar el sistema retributivo.

Es importante atacar las causas principales de esta rotación de personal que podría significar no solo una pérdida del porcentaje de productividad en tu empresa, sino un gasto constante de dinero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *